Pérgola bioclimática

Protección de altura para ático urbano

Instalar una de nuestras Pérgolas Bioclimáticas es una solución ideal para aquellas personas que viven en el centro de las ciudades y quieren tener un oasis de paz y tranquilidad lejos del bullicio de las zonas más concurridas del municipio.

Habitualmente, en estos lugares tan transitados, los espacios abiertos públicos son limitados y las posibilidades de disfrutar de la vida al aire libre reducidas, haciéndose más necesaria que nunca una conexión con el medio ambiente.

Compartir:

En una vivienda construida en la última planta de un edificio ubicado al interior de la provincia de Alicante, el proyectista decidió la instalación de cuatro pérgolas bioclimáticas P-150  entre muros y en RAL 7038 texturado.

Debido a la configuración trapezoidal del espacio, las lamas de una deben ser fijas, mientras que las otras tres mantienen su habitual capacidad de orientación.

La integración total en la obra sin necesidad de utilización de columnas favorece un resultado uniforme en la que las lamas pasan a formar parte de la propia estructura del edificio, logrando ese acabado perfecto que solo el aluminio de la más alta calidad puede aportar.

 

 

Y para proteger el espacio en los pocos días lluviosos que riegan la región, el sellado perimetral registrado garantiza que con las lamas cerradas no entre agua en el interior, garantizando la tranquilidad de los usuarios y la usabilidad del espacio en todo tipo de condiciones climáticas.

Usabilidad que se amplía a la noche y al tiempo de ocio gracias a la inclusión de iluminación led de intensidad regulable en algunas de las lamas y al equipo de sonido configurable vía bluetooth para permitir a los usuarios disfrutar de su música y cine favoritos.

Y para complementar la terraza y protegerla de forma íntegra, nada mejor que optar por un toldo bajante que permita crear un espacio en el que los rayos solares horizontales no sean un problema.

En este caso, los usuarios han elegido cinco toldos Themis con lona Perla 2979 y lacado en el mismo color que la pérgola a la que acompaña.

Una solución motorizable que se ha anclado al techo y que permite una apertura hacia el exterior de hasta medio metro.

Una solución estética, robusta y fácil de instalar que ha logrado crear el entorno más confortable en un espacio que pretende ser sinónimo de calidad de vida para sus usuarios.

Un espacio 100% Saxun.

Plaza mayor, Sax.